La médica psiquiatra del Servicio de Sanidad Policial de La Pampa, Marcela Paladino, quien el año pasado denunció a su jefe, el comisario José Manuel Mendía, por acoso y violencia laboral y de género, presentó el 5 de junio a la Jefatura de Policía su solicitud formal de reincorporación a prestar tareas en forma activa.

Los abogados de Paladino, Esteban Torroba y María Julia Coito, comunicaron la medida en un escrito en el que aseguraron que desde que la médica denunció al comisario Mendía, «la Policía de La Pampa no cesó con su hostigamiento y violencia permanentes, manteniendo sanciones privativas de la libertad, forzando una licencia médica para impedir el regreso a prestar tareas y lograr el pase a pasiva, así como a través de calificaciones arbitrarias. De hecho, hasta la actualidad continúa sin poder cumplir con sus tareas».

Anuncio

«Sin embargo -indicaron los abogados- mediante la resolución del Jefe de Policía N° 171/20, notificada a fines del mes de abril de 2020, se le informó a Marcela Paladino que “el Servicio de Sanidad Policial avala el certificado de alta médica extendido por la médica Analía Pelosi –psiquiatra– aconsejando el reintegro laboral de la causante a sus tareas laborales habituales en forma total, a partir del día 03-04-20”.

La parte resolutiva determina en su artículo 2 “Disponer que el reintegro al servicio efectivo –artículo 116, inciso 1), con alcances y efectos del artículo 156, ambos de la Norma Jurídica de Facto N° 1034 de citada empleada sea considerado a partir de horas cero (00:00) del día 03-04-20, pudiendo realizar sus tareas laborales habituales en forma total, cesando su situación de revista en pasiva.”

«Ante ello, el 4 de mayo de 2020 se requirió a la Jefatura de Policía que aclarara dos cuestiones medulares a efectos de evitar interpretaciones arbitrarias o ilegales: primero, que brinde precisiones en relación a la fecha de reintegro, dado que propone hacerlo de manera efectiva a partir del 3 de abril de 2020, cuando la resolución fue notificada el día 30 del mismo mes; segundo, si bien hace lugar a la recomendación de reintegro laboral de la médica psiquiatra Analía Pelosi, no se expide sobre la condición de hacerlo sin que pesen medidas privativas de la libertad, dado que la institución policial no ha suspendido ni anulado formalmente la sanción de arresto de ocho días impuesta en diciembre de 2018», señalaron los abogados de Paladino.

«Dado que la Jefatura de Policía no ha dado respuesta al pedido de aclaración, Marcela Paladino ha decidido peticionar formalmente su reincorporación a prestar tareas de manera activa. Resulta absurdo que en un contexto tan grave y complejo como el que nos han posicionado la pandemia de COVID-19, donde resultan más indispensables que nunca los recursos humanos pertenecientes al área médica, se le niegue sistemáticamente regresar a colaborar a la institución policial a través de sus servicios», plantearon.

Los representantes legales recordaron que se encuentra planteada en el Superior Tribunal de Justicia, desde el 14 de febrero de 2020, una demanda contencioso-administrativa contra el Estado provincial por los abusos en las calificaciones que ha padecido Paladino.

También se encuentra pendiente el avance de la denuncia planteada ante la Fiscalía de Investigaciones Administrativas el 15 de mayo de 2019.